¿Qué son las impresoras 3D? ¿Pueden ayudarme en mi negocio?

Hasta hace poco, la idea de poder imprimir un objeto tridimensional en nuestra casa o en nuestro negocio, sonaba a ciencia ficción. Pero en los últimos años, la impresión 3D ha demostrado que ya está lista para convertirse en algo al alcance de cualquiera que lo desee.

Impresión 3D | Cofidis Retail

Las aplicaciones de la impresión 3D abren un mundo casi infinito de nuevas oportunidades de negocio: desde la fabricación de prótesis médicas a medida, a la creación de juguetes únicos y exclusivos, o incluso comida.

En este artículo te contaremos lo más importante sobre la impresión 3D: ¿Cómo funciona?, ¿qué materiales necesitamos? Y, sobre todo: ¿puede la impresión 3D ayudarme en mi negocio?

¿Cómo funciona una impresora 3D?

El primer paso es tener el modelo 3D que queremos imprimir. Podemos decidir crear el modelo nosotros mismos con softwares específicos, o descargar un modelo ya prediseñado desde una librería 3D. Algunas librerías en las que podemos encontrar multitud de modelos son: Thingiverse  o Prusaprinter.

La tecnología más habitual para la impresión 3D es la conocida como FFF o Fabricación por Filamento Fundido. Este sistema de impresión funde el filamento y lo va depositando sobre la base, generando capas de material que se unen gracias a las altas temperaturas a las que se encuentran.

Conviene recordar que los tiempos de impresión de las máquinas 3D no tienen nada que ver con los de una impresora convencional. Por eso, debemos informarnos sobre la velocidad de impresión de nuestra impresora. Esta velocidad se mide en mm/s.

Las partes más importantes de una impresora 3D son el hot-end, la boquilla y el extrusor. El hot end calienta y funde el material. Por la boquilla sale el material fundido: cuanto más grande sea la boquilla, más rápido imprimirá, pero también perderá precisión. El extrusor es la pieza que presiona el material fundido en el otro extremo.

 

 ¿Cuáles son los materiales más comunes para imprimir en 3D?

Existe una gran variedad de materiales para la impresión 3D. Los más populares son el acrilonitrilo butadieno estireno o ABS y el ácido poliláctico o PLA:

ABS (acrilonitrilo butadieno estireno):

Se trata de un material termoplástico no biodegradable, rígido, suave, con alta resistencia y realmente duro (para que te hagas una idea, es el material del que están hechas las piezas de Lego).

Como punto negativo, cabe comentar que es un material que requiere un cierto conocimiento previo, ya que necesita una alta temperatura para su manipulación.

PLA (ácido poliláctico)

Se trata de un termoplástico cuyos materiales de base se obtienen sobre todo a partir de almidón de maíz o de caña de azúcar. Se trata de un material ideal para iniciarse en la impresión 3D ya que es más sencillo trabajar con él porque se derrite muy fácilmente. Además, es económico y biodegradable.

Aunque estos son los más comunes, en la actualidad la impresión 3D permite trabajar con una gama de materiales mucho más amplia. Hay impresoras capaces de funcionar con madera, bronce o cobre. La clave está en saber qué resultado estamos buscando.

 

Aplicaciones de la impresión 3D para las empresas

Las posibilidades de la impresión 3D abarcan prácticamente todos los sectores de negocio. Para poner algunos ejemplos, podemos aplicar sus ventajas a campos como joyería, calzado, diseño industrial, arquitectura, ingeniería y construcción, automoción y sector aeroespacial, industrias médicas, educación, y muchos otros.

Objetos que podemos crear con impresión 3D son:

  • Herramientas y prototipos
  • Piezas dentales
  • Maquetas y modelos a escala
  • Reconstrucción de fósiles para arqueología
  • Objetos para películas

Industria

Gracias a la impresión 3D la mayoría de las industrias pueden reducir significativamente el tiempo de implementación de nuevos productos, testar prototipos, probar nuevas herramientas, hacer series cortas de producción y trabajar bajo pedido…

Alimentación

Los ingredientes más usados en la impresión 3D de alimentos son el chocolate y el azúcar. También se usan microalgas para elaborar comida.

Medicina

Se pueden crear órganos artificiales y prótesis médicas, ya que la impresión 3D permite adaptar cada pieza fabricada a las características exactas de cada paciente.

Impresora 3D | Cofidis Retail

Educación

Gracias a la impresión 3D podemos crear réplicas exactas de conceptos muy abstractos, haciendo que la visualización y entendimiento mejoren considerablemente.

Moda y tejidos

Uno de los sectores donde también se usa la impresión tridimensional es en el de la moda. Marcas como Adidas ya han hecho uso de impresoras 3D para la fabricación de zapatillas, y en la actualidad es una tecnología que también se usa en la creación de ropa, bolsos, accesorios o joyas.

 

Las mejores impresoras 3D:

A continuación, destacamos cinco impresoras 3D que pueden ayudarnos a entrar en el apasionante mundo de la impresión con volumen.

Creality Ender 3 (170 €)

Se trata de una impresora 3D que se entrega premontada, por lo que en un par de horas y sin muchos conocimientos podemos tenerla lista. Además, hay una gran comunidad y documentación sobre esta impresora al alcance del usuario, lo que hacen de ella una máquina perfecta para iniciarse.

Biqu B1 (289 €)

Una impresora low cost con una pantalla táctil perfecta para principiantes que quieren aprender a fondo las bases de la impresión 3D. Tiene una estructura simple y fácil de usar, y su diseño abierto permite que el mantenimiento y las actualizaciones puedan hacerse de manera sencilla.

BQ WitBox 2 (879 €)

Una impresora sencilla y lista para usarse, con la ventaja de ofrecer manuales en castellano. En la caja se incluye todo lo necesario para su mantenimiento y soporte en castellano. Además, es fácil de usar y de mantener en condiciones.

Es compatible con Windows XP y superiores, Linux y Mac OS X y se maneja con Cura Software, Slic3r. Para pasar los archivos podemos hacerlo mediante USB o tarjetas SD.

Ultimaker Original + (995 €)

Un clásico dentro del mundo de la impresión 3D. Este modelo ofrece una gran relación entre la calidad de impresión y su coste. Se trata de un modelo DIY relativamente fácil de ensamblar y capaz de imprimir finas capas. Además, es bastante rápida, tanto a la hora de calentar en cabezal como en la impresión.

Su software Ultimaker Cura funciona con macOS, Linux y Windows, además de con programas como SolidWorks, Siemens NX, Autodesk Inventor.

Dremel DigiLab 3D45 3D Printer (1600 €)

La Dremel DigiLab 3D45 3D está pensada para poner la impresión profesional al alcance de cualquier usuario. Permite crear toda clase de prototipos de manera sencilla y fiable. Incorpora tecnologías innovadoras como el sistema de reconocimiento de filamentos, o la nivelación semiautomática.

 

Algunos conceptos clave de la impresión 3D

Brim – Son unas pocas capas de filamento, impreso a cierta distancia de la pieza a imprimir para asegurarse de que el flujo de filamento está funcionando correctamente.

DXF – Creado por Autodesk, este formato de archivo universal de datos CAD es uno de los más utilizados en el diseño, la ingeniería y el desarrollo de productos. Los archivos DXF se pueden importar en el software CAM, como Voxelizer, y posteriormente transformarse en códigos G.

Cama de calor – Es la plataforma que se calienta y en la que posteriormente se imprimen las piezas, aunque no todas las camas de impresoras 3D se calientan.

Kapton cinta – Es una cinta adhesiva resistente al calor que puede ser utilizada para pegar objetos a la mesa de trabajo durante la impresión 3D.

Qué son las impresoras 3D | Cofidis Retail

SL También llamado estereolitografía. Es un proceso de fabricación aditiva basada en el funcionamiento de un láser UV y objetos de corte en una resina foto-reactiva. Se utiliza sobre todo en las impresoras 3D industriales.

Voxel – Unidad de medida en el modelado 3D. Cada objeto está representado por un Voxel, un píxel tridimensional en el espacio. El tamaño del vóxel se puede ajustar.

La impresión 3D cambiará nuestro mundo para siempre: Hace poco en Madagascar se inauguró la primera escuela impresa completamente en 3D. Tampoco podemos olvidar que, durante lo peor de la pandemia, varias empresas fabricaron válvulas de respiradores impresas en 3D llegando a producir hasta 40.000 válvulas por semana.

¡Si estás pensando en abrir tu negocio al mundo de la impresión 3D, ahora es el momento!

Artículos relacionados

Inicio > Actualidad > Auto > ¿Qué son las impresoras 3D? ¿Pueden ayudarme en mi negocio?